2014, año del Wi-Fi en Sudamérica

Este año ha sido muy importante para el Wi-Fi en América Latina, una zona del mundo donde la conectividad inalámbrica ha crecido a pasos agigantados, especialmente en lo que se refiere al acceso gratuito en los sitios públicos. Asimismo está el compromiso de muchos de los operadores telefónicos y de Internet de extender su cobertura mediante la conectividad Wi-Fi.

antena-wifi

Aunque no sea la tendencia habitual en esta latitud del mundo, según un estudio realizado por la Wireless Broadband Alliance (WBA) donde se han basado en una encuesta en la que han participado 210 personas, el 56,7% de personas están de acuerdo en invertir en soluciones de Wi-Fi público en comparación con el año 2013.

Las cifras que demuestran datos anteriores, revelan que 2013, solo el 52% estaba más convencido que en años anteriores para invertir en tecnología Wi-Fi mientras que en 2012 la cifra se situaba en el 43%.

En esta zona del mundo los datos son apabullantes y desde la WBA han puesto varios ejemplos de crecimiento de esta tecnología. Brasilia invertirá unos 8,5 millones de dólares para instalar 220 puntos en la ciudad; México cuenta con más de 65.000 espacios públicos con Wi-Fi y Venezuela, con su programa “Wi-Fi para todos” ya cuenta con 2903 sitios dotados de esta cobertura.

En Paraguay el Wi-Fi gratuito llega a 30 plazas y diferentes lugares públicos, en Chile se esperan conectar puntos Wi-Fi en 125 localidades del país; en Colombia gracias al Plan Vive Digital se instalarán 1.000 puntos Wi-Fi y en Honduras el servicio está disponible en 226 escuelas y 10 parques, lo que demuestra lo fuerte que se apuesta por esta conectividad en estos rincones de Sudamérica.

De esta forma, los resultados de la encuesta realizada por la WBA revelan que el ritmo de crecimiento de la conectividad inalámbrica continuará creciendo no solo en plazas y colegios sino también en aeropuertos, estadios, centros comerciales, etc.

Articulos relacionados :

Twitter Digg Delicious Stumbleupon Technorati Facebook

One Response to “2014, año del Wi-Fi en Sudamérica”