Precaución con las Wi-Fi abiertas

wifi-publico

Si tienes pensado irte de vacaciones a otra ciudad o al extranjero y necesitas conectarte a Internet, puedes utilizar tu tarifa de datos o buscar un punto Wi-Fi público para conectarte aunque esto supone un riesgo, aunque si lo aceptamos es bajo nuestra responsabilidad.

Los ciberdelincuentes saben que un punto Wi-Fi público y abierto puede ser una perita en dulce para muchos y donde pueden captar infinidad de información que puede llegar a resultarles muy útil como por ejemplo claves, números de teléfono, datos bancarios y prácticamente todo lo que pase por el teléfono en sí.

¿Cómo podemos protegernos ante esto?

Lo primero que debemos hacer es asegurarnos que la red a la que nos vamos a conectar es la correcta y no a una falsa. Normalmente muchos hackers crean redes paralelas con un nombre parecido para hacer de las suyas con las personas incautas que caigan en ellas.

Es muy importante también desactivar todas las opciones que tengamos de “compartir”, conectarnos a páginas web https, activar la identificación en dos pasos, si podemos usarla usar una VPN (las hay gratuitas con unos 300MB) y algo muy importante, borrar la conexión cuando acabemos de haber estado conectados. No son remedios infalibles para evitar ser monitorizados por un hacker, pero al menos se lo pondremos más difícil.

Articulos relacionados :

Twitter Digg Delicious Stumbleupon Technorati Facebook

Sin comentarios... Animate y escribe un comentario!